Una experiencia “inolvidable”

“La experiencia fue inolvidable, no la puedo definir, fue una emoción tan grande, eso fue tan hermoso, ver tanta gente y que al terminar de tocar todos nos aplaudieran un largo rato… Se te salen las lágrimas, solo tengo para decir: ¡Gracias!, es algo inolvidable que siempre voy a llevar conmigo”, así relata María Carmona Álvarez, de 15 años y estudiante de décimo grado en la I.E. Buen Aire de Pasacaballos, lo que significó para ella el hacer parte del festival de música más importante de Cartagena y uno de los más destacados de Colombia y América Latina.

María, quien interpreta la flauta traversa desde hace tres años y quien además canta, fue una de los 17 participantes de la Red Orquestal ¡Uy qué nota! que lidera la Fundación Mamonal, escogidos por la organización del Festival Internacional de Música para hacer parte de la Orquesta Sinfónica Joven de Cartagena, que agrupó a talentosos chicos y chicas colombianos que tuvieron la oportunidad de ofrecer un concierto en el marco de este magno evento. 

“Esta es una motivación muy grande, me voy a enfocar en la música, esto es lo que amo hacer, me voy a dedicar cien por ciento a esto para sacar adelante a mi familia, ellos están orgullosos de mí y me apoyan por completo”, agrega la joven, quien completa seis años haciendo parte de la Red Orquestal y quien además destaca que en el marco de este Festival Internacional de Música recibió importantes talleres de formación.

“Aprendí cómo desarmar el instrumento, afinarlo, limpiarlo y organizarlo para mantenerlo en buen estado, aprendí muchas cosas más que me van a servir de aquí en adelante”, puntualiza María Carmona.

Con María estuvieron 16 estudiantes más, quienes hacen parte de ¡Uy qué nota! gracias a los aportes que hacen empresas como Ecopetrol, Reficar y Esenttia By Propilco, y los trabajadores que hacen sus aportes a través del Fondo Unido de la Fundación Mamonal.

Este grupo de estudiantes cartageneros pasó por un proceso de selección y finalmente fueron escogidos para integrar la Orquesta Sinfónica Joven de Cartagena, que tuvo un espacio muy especial en el concierto realizado el pasado 10 de enero, en la Sociedad Portuaria de Cartagena.

“Con programas como ¡Uy qué nota! seguimos contribuyendo a la permanencia escolar de los niños, niñas y jóvenes, e incidiendo de manera directa en el desarrollo integral de estos chicos. Gracias a oportunidades como estas ellos comienzan a alcanzar poco a poco sus sueños y a tener experiencias que definitivamente les cambian su manera de ver la vida”, asegura Alexandra Herrera Puente, coordinadora de Educación de la Fundación Mamonal.

Más opiniones

“Para el Festival escogieron a los que más se destacan y eso fue algo muy especial para mí, poder estar en ese grupo fue muy importante. Fue un momento maravilloso”, dice Leonor Palomino Moreno, de 15 años, estudiante de la I. E. Madre Gabriela de San Martín y residente en el sector Nuevo Porvenir del barrio Olaya Herrera. Leonor interpreta el saxo alto desde hace tres años.

“Esta fue una experiencia que todos quisieran vivir y yo fui un afortunado por haber podido estar allí”, dice Carlos Antonio Ortega Arrieta, de 14 años, estudiante de la I. E. Madre Gabriela de San Martín, residente en el sector Viejo Porvenir de Olaya Herrera. Carlos interpreta el saxo tenor desde hace dos años.